Un bundt cake desastroso

Hace ya unos meses, vi en el blog de Bea este Bundt cake. Me compré el molde para mi cumpleaños con la intención de hacer primero el Bundt de bourbon y chocolate, y me puse manos a la obra. Cuando llegó el momento, no me quedaba pepitas de chocolate porque mis "niños" se las habían comido, pues nada, a hacer unos cambio con los medio de abordo. Pues nada, descubrí que las recetas no se tunean cuando no las conoces bien...

Solo os dejo las fotos del desastre.

Aquí en el horno, que buena pinta, lo pinché con una brocheta y salió seca, así que lo saqué.



Aquí sacado, y empiezan sus diez minutos obligatorios de reposo.



Aquí desmoldado, ya empecé a notar que había un pequeño problema.



Ya el problema se hizo muy visible y los trozos se quitaban solos.



Cuando intenté sacarlo de la rejilla se me quedaron los trozos en las manos, me estaba volviendo loca. Lo comimos tal cual, estaba de un rico.



Lo volveré a hacer, pero ya sin tuneo.

Et voilà.

6 comentarios:

  1. Hola Veornique, no me puedo creer que solo eliminándole las pepitas de chocoate te haya quedado así. Has debido hacer algo más.....En cualquier caso, esa no es la rejilla mas aprpiada para enfríar. Al estar tan separadas las rejillas y tener tanto peso el bizcocho, es posible que por eso se te haya roto. Por eso hay unas rejillas para enfriar la repostería con las rejillas más juntas......

    ResponderEliminar
  2. Qué pena, Veronique, con la buena pinta que tenía. No he hecho nunca un bundt cake, así que no sé qué consistencia tiene, pero qué raro que se haya roto así, ¿no?
    Yo como tampoco tengo rejilla específica para enfriar bizcochos suelo usar la del microondas, que no va tan separada como la del horno. Lo mismo te sirve la idea para la próxima vez.
    Ánimo y a por otro.

    ResponderEliminar
  3. Oye pos yo toy con Bea tengo rejillas especificas de las que dice y aguanta practicamente de todo y bueno lo importante es que estaba rico seguro que el proximo ademas te queda precioso, Besotes y Animos !!!

    ResponderEliminar
  4. Veronique, en mi pueblo hay un dicho que dice:

    "Quien cuece y amasa, de to le pasa"...

    No tengas pena ni des mas vueltas, la cocina a veces es todo un misterio, casi una obra de alquimia...

    No es la primera vez (ni será la última) que la misma receta, a veces sale genial y otras, sin embargo, es todo un desastre.

    De echo, y si te sirve de consuelo, a todas nos ha pasado mas de un "suicidio cocineril" jejejeje sin ir mas lejos, la semana pasada me salió un bizcocho con un peazo de cráter que no le hayo explicación, en fin... otro dicho: "quien la sigue, la consigue"....

    Un beso, guapa.

    ResponderEliminar
  5. A pesar de que ya conocía tu blog desde hace algún tiempo, apenas me he parado en él, pero hoy he dado con tu blog otra vez, viendo otro del que soy seguidora( el de kisa) , la curiosidad me ha llamado otra vez. Me ha gustado lo que he visto y da por hecho que volveré.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Jajajaja, qué bueno!!! Sabes lo mejor??? Que de los desastres es de lo que más se aprende. Yo he tenido varios (multitud más bien) y me ha servido para saber qué NO se debe hacer.
    En fin, me gusta que se tomen las cosas con buen humor, como tú has hecho en esta entrada.

    ResponderEliminar